Plantando la Eternidad

Foro evangelístico para conocer las cláusulas del Nuevo Pacto.

Enlaces de interés

TUTORIALES

Últimos temas

» Muere Eduardo del Río (Rius)
Ayer a las 10:25 pm por Graciela

» Atentado en Barcelona
Ayer a las 8:37 pm por Graciela

» A punto de mudarnos a otro foro
Miér Ago 16, 2017 4:24 pm por Graciela

» El Origen de la Navidad
Mar Ago 15, 2017 8:15 pm por Graciela

» ¿Se Debe de Festejar la Navidad, o no?
Mar Ago 15, 2017 7:41 pm por Graciela

» Widget ¿Sabías que....?
Mar Ago 15, 2017 12:55 pm por Graciela

» Mi fe renovada, enriquecida y amplificada
Mar Ago 15, 2017 12:02 am por Graciela

» Nos quedamos en este foro
Dom Ago 13, 2017 10:38 pm por Graciela

» Mi mejor amigo me confundió
Dom Ago 06, 2017 12:10 pm por Graciela

» ¿Sabías que no hay base bíblica para el cambio del sábado al domingo?
Lun Jul 17, 2017 11:50 pm por Graciela

¿Sabías que...


[Tema General] Las desagradables muletillas

Comparte
avatar
Graciela
Administrador
Administrador

Femenino Mensajes : 956

Currículum
Grado de Estudios: Normal Superior
Años de Experiencia: 28 años
Especialidad(es): Historia
07042016

[Tema General] Las desagradables muletillas

Mensaje por Graciela

Palabra o frase innecesaria que se repite mucho en la conversación, por costumbre o como apoyo

¿Quién de nosotros nunca ha estado sufriendo en una predicación por el uso excesivo de las muletillas?

"¡Alabado sea el Señor, aleluya!"
"¡Gloria a Dios, aleluya!"
"¿Verdad?"
"Esteeeee...."
"¿Amén?"
"¿Quién dice amén?"

¿Se pueden evitar las muletillas? Claro que sí, con la ayuda del Espíritu Santo.
Filipenses 4:13 escribió:Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.
Definitivamente no creo que sea plan del Señor que sus hijos suframos el exceso de muletillas en una predicación, clase o enseñanza cristianas.

Efectos que producen las muletillas

  • Introducen ruido en el mensaje.
  • No aportan nada al mensaje.
  • No tienen relación con el tema que se está tratando.
  • Son un elemento distractor del verdadero mensaje.
  • Evidencian la poca preparación de parte del orador.
  • Hacen que disminuya la credibilidad del orador.
  • Impiden que el mensaje sea captado con claridad.
  • La audiencia estará más consciente de las muletillas que del mismo mensaje.

Tipos de muletillas

Muletillas conjuntivas

Insertamos las palabras entre las cláusulas, llenando los espacios que necesitan pausas. Ejemplo: "Mi nombre es Graciela... emmmm... soy cristiana evangélica... emmm... tengo cuatro hijos..."

Muletillas dramáticas

Estas palabras se usan para dramatizar o hacer énfasis. Ejemplo: "Estábamos muertos de cansancio, ¡literal!"

Muletillas de pasarela

Estas palabras se filtran al principio de las oraciones, como una larga pasarela cuando iniciamos una idea y antes de que despegue. Ejemplo: "Esteeee... Pues como les iba diciendo..."

Muletillas de revisión

Se usan cuando pides permiso terminando la oración con un “¿verdad?” o “¿ok?” o “¿ya sabes?” "¿Está bien?" "¿Sabes a lo que me refiero?"

¿Cómo podemos eliminar las muletillas?

No hay un método específico para eliminarlas; lo que a unos les sirve puede que no sirva para otros. Para algunos será fácil, para otros será muy difícil. Lo único que podemos hacer es compartir aquí algunos tips, y esperar en Cristo a que primeramente estés consciente si has estado abusando de ellas, y segundo, que te apliques a evitarlas con la ayuda del Señor.
  1. Déjate un mensaje de voz.- Mi tercer hijo farfullaba al hablar, y le enojaba bastante cuando nosotros entrecerrábamos los ojos y le preguntábamos "¿Qué dijiste...?" Le frustraba tanto que con frecuencia decidía no repetir su frase. Un día llegamos a casa y él se fue directo a escuchar los mensajes de la contestadora; casualmente estaba ahí uno que él mismo había dejado horas antes. Soltó la carcajada exclamando "¡No manches, ni yo mismo me entiendo!"
  2. Trata de exagerar una pausa.- Sé consciente de las muletillas que acostumbras, y cuando sientas que vas a decir una, detente, respira y abre la boca solamente cuando estés seguro que de tu boca no saldrá la muletilla.
  3. Relájate y descansa en Cristo.- No hay nada más estresante que sentirte presionado al hablar, en el afán de mostrarte inteligente e ingenioso; si dejas al Espíritu Santo tu actuación, seguramente que las muletillas desaparecerán.
  4. Haz Conciencia de tus palabras.- Incluso en tus pláticas intrascendentes, sé consciente del uso de las muletillas; identifícalas, reconócelas, y combátelas. Ayuda mucho si las anotas en cuanto te escuches decirles; de esta forma te prepararás para la siguiente y en vez de decirla, podrás usar otra palabra para reemplazarla.
  5. Ensaya.- Al enseñar a mis alumnos a exponer temas de forma correcta, yo insistía mucho en que no leyeran ni tampoco a que se aprendieran de memoria sus textos. El secreto era el ensayar, ensayar y ensayar tantas veces viendo en la cartulina los puntos principales, hasta que las palabras y las ideas brotaran de forma natural.
  6. Enriquece el vocabulario.- Si tu trabajo es predicar, enseñar, dar conferencias o ser orador en alguna empresa, lo más recomendable es que la lectura sea uno de tus principales pasatiempos; esto aumentará tu vocabulario además de mejorar notablemente tu ortografía.
  7. Modula el volumen de tu voz.- Si procuras hablar en un volumen lo suficientemente alto para tu audiencia, difícilmente echarás mano del "emmmm..."
  8. Escucha a otros oradores.- Trata de imitar lo bueno y evitar los errores; igualmente es recomendable estar abierto a las críticas cualesquiera que sean y de parte de quien sean.


Fuentes: https://www.entrepreneur.com/article/267047
http://dominelaoratoria.com/blog/tecnicas-para-hablar-en-publico-como-eliminar-el-uso-de-las-muletillas.html



Pero este es el pacto que haré con la casa de Israel después de aquellos días, dice Jehová: Daré mi ley en su mente, y la escribiré en su corazón; y yo seré a ellos por Dios, y ellos me serán por pueblo. (Jeremías 31:33)
porque esto es mi sangre del nuevo pacto, que por muchos es derramada para remisión de los pecados. (Mateo 26:28)
Y les daré un corazón, y un espíritu nuevo pondré dentro de ellos; y quitaré el corazón de piedra de en medio de su carne, y les daré un corazón de carne,(Ezequiel 11:19)
siendo manifiesto que sois carta de Cristo expedida por nosotros, escrita no con tinta, sino con el Espíritu del Dios vivo; no en tablas de piedra, sino en tablas de carne del corazón. (2 Corintios 3:3)
Compartir este artículo en : Excite BookmarksDiggRedditDel.icio.usGoogleLiveSlashdotNetscapeTechnoratiStumbleUponNewsvineFurlYahooSmarking


    Fecha y hora actual: Sáb Ago 19, 2017 5:53 am