Plantando la Eternidad

Entrando por la Puerta Estrecha


Nuestras actitudes en la comunicación con Dios

Comparte
avatar
Graciela
Administrador
Administrador

Femenino Mensajes : 974

Currículum
Grado de Estudios: Normal Superior
Años de Experiencia: 28 años
Especialidad(es): Historia

Nuestras actitudes en la comunicación con Dios

Mensaje por Graciela el Jue Nov 07, 2013 6:17 pm

Hermano Ismael Chay escribió:La palabra de Dios es como espada de dos filos y nunca vuelve vacía,¿ verdad? Sin embargo debemos admitir que muy seguido creamos una barrera que nos inmuniza a la voz de Dios en mucho sentidos. ¿Qué hace la diferencia en momentos en que el Espíritu Santo actúa en nosotros frente a una verdad revelada, un consejo, la palabra de un hermano o de las escrituras?

No podemos dejar de reconocer las múltiples maneras con las que cada día el Señor intenta mostrarnos su amor y hablarnos, el punto a tratar reside en que no estamos atentos a ello, sino que nuestra mirada se encuentra ocupada en otra cosa más urgente, más cotidiana....

Pensemos en esta escena: hay dos hombres. Uno con algo para decir y otro con algo para recibir. Pero el emisor está convencido de que el mensaje no es para quien tiene al frente y el receptor sabe que es harina de otro costal. Se trata de un judío y un gentil. Dos mundos que estaban a punto de unirse por la cruz de Jesús:

Había en la ciudad de Cesarea un hombre que se llamaba Cornelio, capitán del batallón llamado el italiano. Era un hombre piadoso que, junto con toda su familia, adoraba a Dios. También daba mucho dinero para ayudar a los judíos, y oraba siempre a Dios. Un día, a eso de las tres de la tarde, tuvo una visión: Vio claramente a un ángel de Dios que entraba donde él estaba y le decía: «¡Cornelio!» Cornelio se quedó mirando al ángel, y con mucho miedo le preguntó: «¿Qué se te ofrece, señor?» El ángel le dijo: «Dios tiene presentes tus oraciones y lo que has hecho para ayudar a los necesitados. Manda a alguien a la ciudad de Jope para que haga venir a un hombre llamado Simón, que también es conocido como Pedro. Está alojado en casa de otro Simón, un curtidor que vive junto al mar.» Levántate, baja y ve con ellos sin dudarlo, porque yo los he enviado.» (...) Pedro bajó y dijo a los hombres: —Yo soy el que ustedes buscan; ¿a qué han venido? Cuando Pedro llegó a la casa, Cornelio salió a recibirlo, y se puso de rodillas delante de él, para adorarlo. Pero Pedro lo levantó, diciéndole: —Ponte de pie, pues yo también soy un hombre, como tú. Mientras hablaba con él, entró y encontró a muchas personas reunidas. Pedro les dijo: —Ustedes saben que a un judío le prohíbe su religión tener tratos con extranjeros o entrar en sus casas. Pero Dios me ha enseñado que no debo llamar profano o impuro a nadie. Por eso, tan pronto como me avisaron, vine sin poner ninguna objeción. Quisiera saber, pues, por qué me han llamado. (...) Cornelio dijo: Así que envié inmediatamente a buscarte, y tú has tenido la bondad de venir. Ahora estamos todos aquí delante de Dios, y queremos escuchar todo lo que el Señor te ha mandado decirnos. Hechos 10:1-6, 20, 21, 25-29, 33
Sí Pedro se hubiera dejado guiar por sentido común y lógica, estaría convencido que nada tenía que hacer con los gentiles. Y si Cornelio hubiese pensado dos veces en traer a Pedro a su casa creo que tampoco le hubiera cerrado la idea. Pero ninguno escuchó su voz interior, sino que fueron obedientes a aquello que Dios les ordenó. La voz del Señor, aunque no tuviera sentido hasta el final, fue más fuerte y ellos fueron más atentos.

¿Cuál fue la actitud de Pedro al hablar? Sólo transmitió lo que Dios pusiera en su boca ya que según sus parámetros no había un mensaje que él tuviera para dar.

¿Cuál fue la actitud de Cornelio? Sólo la de escuchar la voz de Dios ya que quien tenía enfrente era sólo el canal que Dios había escogido.

¿Cuál es tu actitud al hablar? "Este amigo nunca entendería el mensaje" " Voy a esperar que este muy mal para hablarle del Señor.

¿Cuál es mi actitud al escuchar? "me gusta cuando habla tal predicador pero no tanto cuando habla tal pastor"; "mira justo quien me viene a decir tal cosa... No tiene autoridad moral para hablar"; "leo rapidito el devocional en un recreo".

Yo los desafío o exhorto si así lo prefiere a que cada día disminuya nuestra voz para poder escuchar la palabra de Dios, para servirle conforme a su voluntad y digamos como Cornelio: "Ahora estamos todos aquí delante de Dios, y queremos escuchar todo lo que el Señor te ha mandado decirnos" esto evita desavenencia, conflictos, divisiones y agravios en la iglesia de Cristo.


Última edición por Graciela el Mar Nov 18, 2014 5:18 pm, editado 1 vez



¿Te ha gustado este contenido? Puedes darle Like, y compartirlo en las Redes Sociales.Para responder temas, requerido registrarse y presentarse.Antes de responder, favor de leer el Reglamento.¿No puedes ver los links? Eso es porque te falta registrarte y presentarte.
¿Ha llegado tu tiempo de rendirte al Creador todopoderoso? No lo dejes para después, es mejor ahora que tarde. [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] te decimos la forma de entregarle tu vida y comenzar a vivir la vida abundante que Él ha prometido a los que le aman.
avatar
edwinrg
Usuario
Usuario

Masculino Mensajes : 26

Re: Nuestras actitudes en la comunicación con Dios

Mensaje por edwinrg el Mar Nov 12, 2013 3:24 pm

Saludo buen tema me vino como anillo al dedo.

    Fecha y hora actual: Mar Sep 26, 2017 2:51 pm